instagram

 

Nudo de doble lazo

Cada miedo es un nudo en la boca del estómago. Cada nudo, un laberinto. Cada laberinto se convierte en una maraña de palabras. No me permiten respirar.